Julieta Lagos, la Reina que conquistó el corazón de los mendocinos

La representante del departamento de Rivadavia, Julieta Lagos, fue electa y coronada como la nueva Reina Nacional de la Vendimia 2018 a través del voto popular el pasado 3 de marzo en el teatro griego Frank Romero Day luego de la fiesta “Constelación del Vino”.

La joven de 21 años, que actualmente cursa el 2do año de la Licenciatura en Kinesiología y Fisioterapia, mide un 1,77 mts de estatura, tiene ojos de color marrones y cabellos castaños.

Familia de Reinas

Su madre, Silvia Carina Tur, fue virreina de Rivadavia en 1988, representó a Santa María de Oro. Mientras que su tía, Mariela Beatriz Lagos, representó a Los Árboles y fue virreina de departamental en 1994.

“En mi familia lo llevamos todos en la sangre, porque mi mamá, mi tía, han sido reinas. Desde chiquita me inculcaron vendimia y llegó este momento de ser reina. Mi mamá se que desde el cielo me guía todos los días”, declaró luego de ser coronada como reina del distrito de Andrade el 24 de noviembre de 2017.

Ese día asumió la responsabilidad de representar y llevar a lo más alto a Andrade y llevar la corona departamental. “Está en mí el compromiso de representar y apoyar a todo el sector productivo, a cada uno de los viñateros que trabajan con tanto esfuerzo y sudor para obtener un fruto tan deseado que nos enorgullece a todos los mendocinos”, dijo.

Reina departamental

El domingo 28 de enero del corriente año en la fiesta departamental de la vendimia “Sueño de una vida en vendimia”, realizada en el anfiteatro Dr. César Plástina, Julieta Lagos se convierte en la reina departamental. Logrando así, su primer objetivo de llevar la corona al distrito de Andrade.

“Deseo para todos los viñateros, trabajadores, contratistas, que tengan una excelente cosecha y su trabajo sea bien recompensado. Gracias Rivadavia, departamento que me vio nacer y crecer. Los llevo a todos en mi corazón”, fueron sus palabras dedicadas para todos los rivadavienses.

Camino al reinado nacional

Julieta, ahora iba en busca de cumplir lo que soñó un montón de veces. Lo que imaginó y deseaba de corazón: ser la Reina Nacional de la Vendimia.

Fue así que con el apoyo de la familia, amigos, el municipio y la mayor parte del pueblo de Rivadavia se propuso con su sencillez, simpleza y sobre todo humildad, conquistar a la mayoría de los mendocinos.

No fue fácil, pero logró el objetivo en la noche del sábado 3 de marzo en el Teatro Griego Frank Romero Day. Luego de la fiesta “Constelación del vino”, se realizó la elección y coronación de la Reina Nacional de la Vendimia 2018. Julieta Lagos obtuvo 64 votos del público, mientras que María José Di Marco de Tupungato, 28 votos convirtiéndose en Virreina Nacional.

La nueva embajadora cultural de los mendocinos se dirigió al público presente en primer lugar para “felicitar a cada uno de aquellos que hicieron posible que esta fiesta fuera una noche soñada”.

“Me siento inmensamente feliz y muy orgullosa de poder llevar estos atributos de Reina Nacional de la Vendimia. Atributos que representan el trabajo y sacrificio de toda la región. Que Dios y la Virgen de la Carrodilla bendiga nuestras cosechas y el vino nuevo”.

“Lo soné un montón de veces. Lo imaginé. Siempre digo que cuando se desean las cosas con el corazón se cumplen. A mí se me cumplió”, confesó. Además, agradeció a todo Rivadavia que la apoyó siempre.

Regreso a casa

El miércoles 7 de marzo, Julieta Lagos volvió a su Rivadavia, el departamento que la vio nacer y crecer.

Por calle San Isidro se hizo sentir el fervor popular para dar la bienvenida a la nueva Reina Nacional de la Vendimia después de 14 años. La última reina que le trajo a Rivadavia la cuarta corona nacional fue Dana Otero en el 2004.

Visiblemente emociona con lágrimas en sus ojos, en la plaza seca Raúl Ricardo Alfonsín se dirigió al pueblo de Rivadavia. “Me siento inmensamente feliz por el cariño y el apoyo que me sigue de cada uno de ustedes. Es un orgullo para mí ser rivadaviense”, afirmó. Además de agradecerle públicamente a la gente de Andrade por “la posibilidad de representarlos y por confiar en mí”.

Julieta, con su carisma, simpleza y humildad que la caracteriza, destacó el apoyo de “todos los rivadavienses” que la acompañaron y a “los que no también” dio las gracias.

Expresó su agradecimiento a cada una de las reinas nacionales que ha tenido Rivadavia. “A Francisca Jahan que nos acompaña en los corazones, Viviana Lucero, Nury Aro, Dana Otero, que cada una me brindó consejos que guardo en mi corazón”.

Igualmente le dedicó unas palabras a sus compañeras distritales principalmente “porque me acompañaron y brindaron su cariño todo el tiempo y me defendieron en todo momento”.

Para Julieta Lagos, es muy emocionante portar estos atributos que representa el empeño de tantos hombres y mujeres que trabajan los viñedos y, mucho más orgullo siente por traer la quinta corona nacional al departamento.

Empezó la despedida

El viernes 23 de noviembre en el Club Social y Deportivo “Don Armando” en la fiesta vendimial del distrito “Andrade Festeja y Corona”, Julieta empezó su primera despedida al entregar la banda como reina distrital a la joven Maira Gisel Aguilera de 25 años de ojos color marrones oscuros, cabellos castaño, 1,70 mts de estatura y se encuentra cursando la Tecnicatura Superior en Preceptora.

“Hoy comienza lentamente a finalizar una de las etapas más maravillosas de mi vida” subrayó. Y agradeció toda la confianza y el afecto que depositó la gente Andrade en su persona.

“Llevo en mi corazón los mejores recuerdos imborrables como palabras, personas, momentos, consejos que nunca voy a olvidar”, afirmó la ahora reina mandato cumplido del distrito de Andrade.

La segunda despedida será el 31 de enero como Reina Departamental de Rivadavia y el 9 de marzo dejará los atributos como Reina Nacional de la Vendimia en el Acto Central de la Fiesta Nacional de la Vendimia 2019 en el imponente Teatro Griego “Frank Romero Day”.

Tambien te puede interesar